Alergias

Alergias

Los seres humanos tenemos un sistema de defensa que reacciona de manera normal, para protegernos de los agentes físicos, químicos o biológicos (alérgenos). El sistema de defensa produce anticuerpos (inmunoglobulinas) para atacar y neutralizar a los alérgenos.

Alergia es una afección muy común en hombres y mujeres de todas las edades, afectando al 20% de la población y hay tratamientos que actúan sobre los síntomas eficazmente.
La Alergia se caracteriza porque el sistema de defensa en lugar de reaccionar normalmente contra el alérgeno, lo hace de manera desmedida, descontrolada y a ello se lo llama hipersensibilidad, hiperreactividad o alergia que afecta a algunos órganos o todo organismo de las personas alérgicas.

Causas de alergia

  • Polen (las gramíneas, el olivo, las cupresáceas, las arizónicas, el plátano de sombra y la parietaria son las plantas que causan más alergias)
  • Ácaros del polvo
  • Esporas de moho
  • Alimentos (maní, frutos secos, trigo, soja, pescado, mariscos, huevos y leche, nuez, chocolate, etc.)
  • Picaduras de insectos (abeja, avispa, etc.)
  • Medicamentos (penicilina, aspirina, etc.)
  • Caspa de mascotas y otros animales (gatos, perros, etc.)
  • Contaminación ambiental
  • Tinturas, maquillaje, detergentes, jabones, etc.
  • Antecedentes familiares ( hereditarios) de asma o alergias, como rinitis alérgica (fiebre del heno), urticaria o eccema

Las alergias según la intensidad de sus síntomas y signos se clasifican en leves, moderadas o severas y por su duración en agudas y crónicas.
La gravedad de las alergias varía según la persona y puede ir desde una irritación menor hasta anafilaxis (una situación de emergencia muy poco frecuente pero potencialmente mortal).


Síntomas


La rinitis alérgica (fiebre del heno), puede provocar:

  • Estornudos
  • Picazón en la nariz, en los ojos o el paladar
  • Mocos, nariz congestionada
  • Ojos llorosos, irritados o hinchados (conjuntivitis)

Una alergia alimentaria puede causar:

  • Hormigueo en la boca
  • Hinchazón en los labios, lengua, rostro o garganta
  • Urticaria
  • Anafilaxia
     

Una alergia por una picadura de insecto puede causar:

  • Una zona de una gran hinchazón (edema) en el lugar de la picadura
  • Picazón o urticaria en todo el cuerpo
  • Tos, opresión en el pecho, sibilancia o falta de aire
  • Anafilaxia
     

Una alergia a un medicamento puede causar:

  • Urticaria
  • Picazón en la piel
  • Erupción cutánea
  • Hinchazón en la cara
  • Sibilancia
  • Anafilaxia
     

La dermatitis atópica, trastorno alérgico de la piel también llamado «eczema», puede provocar:

  • Picazón
  • Enrojecimiento
  • Hojuelas o escamas
  • Anafilaxia
     

Signos y síntomas de la anafilaxia (la alergia más grave):

  • Pérdida del conocimiento
  • Caída de la presión arterial
  • Grave dificultad para respirar
  • Erupción cutánea
  • Aturdimiento
  • Pulso rápido y débil
  • Náuseas y vómitos
     

Complicaciones

  • Crisis o ataque anafiláctico: alimentos, medicamentos y picaduras de insectos son los detonantes más comunes de la anafilaxia.
  • Crisis asmática: se desencadena por la exposición a un alérgeno en el entorno (asma inducido por la alergia).
  • Sinusitis e infecciones de los oídos o pulmones. El riesgo de contraer estas afecciones es mayor en personas que padecen rinitis alérgica o asma.
     

Prevención


Las personas alérgicas o que han sufrido una reacción alérgica grave, deben llevar un brazalete de alerta médica, sirve para advertir a los demás en el caso de una crisis alérgica en la vía pública, en viajes, etc.

  • Evitar totalmente el contacto con el alérgeno, es recomienda reducir la exposición al mismo.
  • Eliminar todo el mobiliario, las alfombras y las cortinas que acumulen ácaros
  • Cubrir colchones y almohadas con protectores plásticos
  • Quitar el polvo y limpiar las habitaciones con un paño húmedo y con bastante frecuencia
  • Usar aire acondicionado para reducir la alta humedad interior que favorece la multiplicación de los ácaros del polvo
  • Instalar filtros de aire altamente eficientes.
  • Los antialérgicos (antihistamínicos) son los medicamentos más comúnmente usados para tratar las alergias.
  • Evitar realizar ejercicios intensos en época de polinización
     

Tratamientos


La mayoría de las alergias no tienen cura, los antialérgicos alivian los síntomas de la alergia, mejorando la calidad de vida de las personas afectadas.
Los tratamientos con medicamentos tratan los síntomas y al mismo tiempo los pacientes deben evitar el contacto con las sustancias que causan las alergias.
Antihistamínicos: Los antihistamínicos bloquean la acción de la histamina, sustancia generada por el organismo en respuesta a los alérgenos. La histamina causa estornudos, mucosidad, picazón en los ojos o en la piel o urticaria.
Los antihistamínicos se deben toman de manera regular durante la temporada de alergia para prevenir problemas como la rinitis alérgica. Las temporadas de alergia son el otoño y la primavera. Aunque muchos pacientes padecen alergia todo el año.